25 noviembre 2008

Y en la radio sólo hablan del tema de los crucifijos en las aulas...

Me toca ponerme serio porque estoy realmente alucinando en colores con cómo se enfoca la educación y la información sobre la susodicha en esta España nuestra. La semana pasada leí en EL PAÍS una noticia sobre un estudio de la OCDE donde, como siempre, estamos a la cola en materia educativa. No sólo somos el país con mayor número de estudiantes que abandonan sin haber terminado la ESO sino también somos el lugar donde más gente repite curso.

Cuando leo artículos y noticias como ésta me entra una frustración combinada con cabreo sumo de alto nivel, porque siempre se da la sensación de que el estudiante es como un ente ausente de todas responsabilidades y que es el sistema educativo (o en lo que a mí me toca, el profesor) el culpable de no saber atender las necesidades particulares del mismo. Vamos a ver, vamos a ver, vamos a ver... Para empezar, hoy en día un alumno puede titular (es decir, obtener el Graduado en Secundaria) con dos asignaturas suspensas (y la ley se reserva un ambiguo que puede titular incluso con tres...) siempre que no coincidan Lengua y Matemáticas en el lote de los cates. O sea que si uno abandona ya tiene que dejar el cuerpo muy muerto...

Pero es que además existe la denominada Diversificación Curricular donde los alumnos que tienen serias dificultades para conseguir el graduado en Secundaria Obligatoria pueden acceder a estos programas donde se reduce el número de asignaturas, existiendo una mayor atención al alumno al ser estos grupos reducidos. El alumno ideal de estos grupos es el típico alumno "hormiguica" muy trabajador pero que no consigue llegar a los objetivos mínimos. Desafortunadamente en ocasiones se adhieren a estos programas alumnos ya muy quemados, hartos de estudiar, que te revientan la clase y que más bien deseas que se queden en su casa o tomando el sol por ahí.

En cuanto a la repetición de curso pues hay partidarios de dicha medida y otros no tanto. El problema es que un alumno no puede repetir más de dos años en la etapa, es decir, que si alguien repite primero de ESO y luego repitiera segundo ya no puede repetir más, aunque le queden los dos años teóricamente más difíciles. Además, cuando un alumno repite sabe que aunque se dedique todo el año a no hacer absolutamente nada pasará de curso por edad, con lo que salvo que el estudiante sea un muchacho o muchacha con la cabeza en su sitio y quiera aprovechar el año para no hundirse al curso siguiente, el hecho de repetir no le servirá de mucho...

Si hay tanta medida para atender a los alumnos, ¿por qué hay tanto abandono y tanta repetición de curso? Pues porque sencillamente hay chiquillos y chiquillas que no quieren estudiar por las causas que sea y claro, pasarse seis horas en un sitio donde lo que te intentan inculcar te importa tres pepinos tiene que ser lo peor... Antiguamente la tortura de estos alumnos (y de sus maestros) acababa en octavo de EGB, es decir, dos años antes. Ahora, la tortura se alarga en dos años (que pueden llegar a cuatro, ya que hasta los dieciocho años pueden estar cursando la Secundaria Obligatoria) lo que ha conllevado la aparición de las agresiones a los profesores, el síndrome de estar quemado, la bajada de los niveles de exigencia. ¿Dónde está la solución? Me atrevería a decir que la solución está en ofertar a este tipo de alumnado una serie de enseñanzas más prácticas, que le permitan aprender un oficio. Ellos sentirán que aprovechan el tiempo y serán más felices, y sus compañeros, los que tengan más ganas de hacer cosas, aprovecharán mucho más los cincuenta y cinco minutos de clase.

Y otro día hablaremos del Bachillerato... Que luego los que titulan en la ESO con asignaturas suspensas se matriculan en Bachillerato y se quedan tan panchos. Y así te puedes encontrar en el aula a gente que perfectamente puede haber suspendido inglés o lengua los cuatro años de la Secundaria Obligatoria y plantarse en unos estudios no obligatorios sin tener ni idea de tu asignatura (y no te creas que todos lo encajan bien cuando son un poco conscientes de las tremendas lagunas que hay en su aprendizaje previo).

¿Cuándo empezará a tener prestigio hacer un Ciclo Formativo (la antigua FP)...?

16 comentarios:

Meg dijo...

Llevas más razón que un santo, chico.

finnegan bell dijo...

Totalmente de acuerdo contigo. Yo lo vivo en mis carnes: el Hormona es capaz de hacerlo, tiene la inteligencia necesaria, pero no quiere estudiar. Pasa olímpicamente. Y la tutora ya nos ha dicho que en clase, además, molesta. Bueno, él y unos cuantos como él que, como dices tú, se aburren soberanamente. Por lo menos en su Instituto no hay problemas de violencia entre alumnos o hacia los profesores, lo cual es un consuelo.

Como padre yo te pregunto: ¿y qué podemos hacer? Si no acaban la ESO no tienen una titulación mínima. ¿Cómo coño los vas a poner a trabajar? Si no los cogen en ningún lado...

Antes podían entrar en la FP a los 13-14 años. Y aprendían un oficio. No se aburrían, porque no tenían tanta "teoría". Ahora hasta que no acaban la ESO (los que lo consiguen) no pueden acceder a ciclos formativos.

El sistema está muy mal pensado, porque no tiene en cuenta a los alumnos. Tendría que haber muchas más vías, muchas más alternativas. Y muchos más medios. Y, como siempre, ¿de quién es la culpa?... Pues supongo que de los señores que administran los dineros públicos, vamos, digo yo.

MM de planetamurciano.tk dijo...

Vivimos en una sociedad en la ke la culpa de los problemas de la educación sieeeempre es de los demás; de la tele, del instituto, de los profes, de las drogas...
Pero nunca de los padres, oiga. Ke cosas.

hm dijo...

Señor Mm, no diga usted eso de mi niño que le pego, que mi niño es muy bueno y usted le tiene manía (y el coxis ese que lo suspende con lo que sabe mi niño más).

TT de LAC dijo...

Con todos mis respetos, qué bien se ven los toros desde la barrera, un saludo

coxis dijo...

Puedo asegurarte que yo no veo los toros desde la barrera, mi querido TT, es más, me preocupa y me frustra ver que algunos chiquillos no salen adelante... Me gustaría tener la varita mágica: invento actividades, busco textos con temas que les puedan llamar la atención, intento hacer la clase lo más dinámica posible pero cuando los alumnos tienen que rendir cuentas de lo que saben (el temido examen o cualquier otro instrumento de evaluación) es cuando se te cae el alma a los pies, y entonces te preguntas si las cosas deberían cambiar...

Pero también es cierto que muchos padres (no todos) nos consideran el enemigo y, lo que es peor, defienden lo indefendible en lo tocante a sus hijos y eso para nada es beneficioso. Esto es una tarea a tres bandas: el profesor, los padres y la escuela, y con que falle uno de los tres pilares ya tenemos el lío...

Estamos en el mismo barco.

Peritoni dijo...

Uf, qué complicado, pero tienes razón, debería haver una especie de FP, pero en plan: fontanero, electricista... oficios concretos y con salida laboral casi segura.
Tan difícil es?

Yo a mi hija estuve a punto de perderla en el insti (las malas compañias ya sabes), pero al final consiguió una remontada y ahí la tengo acabanso su carrera (aunque sea Bellas Artes), y con la idea bastante clara y posible de dedicarse a la restauración (de arte), qué descanso, fiuuuuu!

Sr_Skyzos dijo...

Estamos en un punto que es alucinante. En el colegio-insti te enseñan, en casa te educan. Y si esa segunda parte nos la saltamos (porque no haya ganas o no haya tiempo, eso no lo niego) así va la educación.

caotico_jq dijo...

Amén.

La verdad es que tu sugerencia de ofertarles algún tipo de enseñanza de oficios no me parece una mala idea. Pero vamos, que está la cosa mu mala, es cierto...

Skywalker dijo...

Debe de ser muy frustrante para vosotros..

finnegan bell dijo...

sr. coxis, me consta que mi esposo no se refería a ti en su comentario...

TT de LAC dijo...

Sr.Coxis, no me referia a usted, con mi comentario, un saludo.

CINEXIM dijo...

recuerdo cuando en COU te decían que no aprobarías si tenías una sóla falta de ortografía!!!

Un saludo!!!

coxis dijo...

lo sé... Pero al releer el texto me sonó un poco cascarrabias y bueno, quería dar por sentado que el tirón de orejas es al sistema educativo y a la Ministra (que me tiene contento...)

Polo dijo...

Siento decirte, amigo coxis, que la madre de la catástrofe fue la bendita logse. Aquello supuso una involución y un regalo para la vagancia. A ella hay que atribuirle que estemos a la cola.

coxis dijo...

pues sí