28 octubre 2006

Documentos TV

Este horario infame que llevo me obliga a recurrir al vídeo para poder ver algún programa interesante. Suelo grabar Mujeres, Días de Cine y Sé lo que hicisteis la pasada semana.
El pasado lunes, tras Mujeres, con un capítulo algo flojito, la verdad, el programa Documentos TV emitió un reportaje titulado "Salir del armario a los sesenta". Yo lo había visto anunciado anteriormente y lo grabé. Vaya con el documental.
Sorprendentemente estábamos todos demasiado ocupados con el sonido del nuevo disco de Fangoria, pero el reportaje era francamente recomendable amén de devastador en ocasiones.
Se trataba de seguir el día a día de una lesbiana de sesenta años que hacía unas declaraciones que me hicieron llorar, no lo niego. Esta señora se lamentaba de no haber podido llevar una vida "normal" (menuda palabrica), de que todas sus novias o relaciones se hubieran acabado o no hubieran sido más duraderas. Al fin y al cabo quería decir que su lesbianismo había supuesto un engorro para su vida.
Eduardo Mendicutti comentaba que hoy en día se ofrece el estereotipo del gay con alto poder adquisitivo, que vive en casas decoradas a la última, cena en restaurantes de lo más chic y se pega unos viajes de quitar el hipo. Pero, planteaba después, ¿qué hay de los gays que viven en unas condiciones infrahumanas en un pisito que se cae a pedazos con una pensión de cuatro perras? Este caso era el de un señor llamado Pedro, con 62 años se lamentaba igualmente que tendría que terminar sus días en un asilo (de mala muerte vistos sus ingresos) cuando no pudiera valerse por sí mismo y que tendría que verse obligado a volver al armario para no tener problemas entre sus compañeros de asilo. Devastador igualmente.
En contraposición a este señor, veíamos a otro que ya tenía 72, impecablemente vestido y peinado, con un piso exquisitamente decorado, con fotos de viajes por París en plenos años sesenta e incluso con grabaciones en super 8 de sus incursiones por las playas de Barcelona donde se le veía como un muchacho atlético y atractivo. En un momento determinado, el gay pobre y el gay rico mantenían una charla, nostálgicos por no conservar una pareja estable que les acompañase en su momento vital actual y todo se resumía finalmente a una frase dicha por el pobre "Sí, los dos estamos solos pero tú tienes dinero..."
Una siguiente historia era la de otro señor que tuvo pareja estable pero que cayó víctima del SIDA en los primeros años de la enfermedad, cuando contraerla suponía una muerte más o menos segura. Él, también seropositivo, miraba melancólico una foto de su novio fallecido mientras comentaba sus infartos y complicaciones contraídas a causa de la enfermedad. Decía sentirse con ganas de agarrarse a la vida mientras pudiera, pero su rostro parecía mostrar lo contrario.
Cuando terminé de ver el documental me surgieron sentimientos contradictorios. Se puede pensar que era demasiado alarmista y tétrico, pero tampoco es eso. Se trataba de mostrar que no todos somos Boris Izaguirre o Rupert Everett, no todos tenemos sus cuentas corrientes ni nos vestimos con ropa de Marc Jacobs, pongo por ejemplo. Pero por otro lado mostraba el hecho de la importancia de no estar solo en la vejez, independientemente de tu opción sexual, un momento vital al que, salvo una causa de fuerza mayor, todos llegaremos algún día. Y si conservas un poder adquisitivo respetable, mejor que mejor...

20 comentarios:

SisterBoy dijo...

Siempre he pensado que la historia de la homosexualidad durante el franquismo mereceria una pelicula ¿o eso también se ha hecho?

-marsonico- dijo...

Si hubiera visto este documental no habría pegado ojo en días, me temo, y a estas alturas seguiría tocadísimo. Pero vamos, qué verdad es esa de la imagen que dan de los gays: o de súper promiscuos, o de locazas, o de extra pijos made in Prada. Respecto a lo demás, no voy a comentar nada más por miedo a mostrarme demasiado sensible y, por supuesto, por temor a mostrar aquí sentimientos muy fuertes, a la vista de todo el mundo :)

MM dijo...

Me pasa como al señor sonico
( Increible; coincidimos por una vez); ese tipo de cosas son muy necesarios pero si lo veo me pongo malísimo y me dura días. Y uno ya no tiene edad....

Matt Fatal dijo...

Yo también vi este documental (me lo topé accidentalmente haciendo zapping y vi un poquito...) Hubo cosas que también me dejaron los pelos de punta, pero me quedé con lo bonito, con cosas como cuando un viejo le enseña a otro sus fotos de joven, en blanco y negro, presumiendo de lo buen mozo que era en aquellos años, él y su novio. Qué fotos más bonitas!! Me recordó al fotolog /varones jejeje

Besos
Pd. Gracias por subir las fotos de Fangoria. Qué chulas! Y si no te atreves a poner una tuya, no te preocupes que te entiendo ;)

coxis dijo...

llego de ver la de Scorsese y me encuentro comments en el blog, olé con olé...

bienvenido, señor sisterboy
una película directamente sobre los gays en el franquismo que yo sepa no se ha hecho...

señor marsónico, mostrarse sensible de vez en cuando tampoco está mal...

señor mm inevitablemente te planteas cosas como la vejez cuando ves envejecer a tus propios padres...

señor matt fatal claro que puedes quedarte con cosas bonitas del documental, pero no dejaba de tener un poso de amargura. En cuanto a las fotos, si uno practica la agudeza visual, puede verse mi nariz en una y mi barbilla + perfil en otra...

y me acuesto que la peli del Scorsese también tiene su cosa...

Sr_Skyzos dijo...

Sé que es egoísmo puro y duro, pero este verano pusieron un reportaje sobre personas mayores que vivían solas, desde una antigua vedette con su humilde pensión hasta el fundador de Santiveri... Tuve que dejar de verlo. La soledad impuesta a esas edades es horrible, sea de la tendencia sexual que sea.

Cinephilus dijo...

A mí lo que más me impresionó no fue la tendencia, sino como bien dices, el hecho de la soledad en la vejez...

En cuanto a pelis sobre la homosexualidad en el franquismo, yo propongo:
- En la ciudad sin límites, donde se habla del tema de manera indirecta pero llena de sutileza y emoción; además trata el tema de la vejez, la soledad y el amor homosexual a un tiempo con un espléndido Fernando Fernán Gómez al frente del reparto...
- Mi querida señorita, o cómo vivir el travestismo en los albores de la transición
- Las cosas del querer, o ser gay y coplero a un tiempo (uno de mis melodramas musicales favoritos, qué le voy a hacer...)
Ah, y como recomendación italiana, La ventana de enfrente, que también trata el tema de la vejez, la soledad y el desamor a través de un personaje homosexual y de una mujer joven que se debate, a su vez, entre la rutina de su presente acompañado y la pregunta de su futuro incierto...

Matt Fatal dijo...

OK. Una nariz y una barbilla (y con perilla) dan ya mucho para mi imaginación, sr coxis. Es suficiente ;)

Reality Bit dijo...

Me enteré al día siguiente de la emisión de que lo habían echado y me llevé un sofocón, porque tenía muchas ganas de verlo, además los reportajes de este programa suelen ser brillante, siempre y cuando el tema te interese supone un gran placer verlos.
Y estoy totalmente de acuerdo: los estereotipos creados en los últimos años no sólo nos hacen ver de cara a la galería como personas frívolas, promiscuas y desenfadadas, sino que han eliminado la posibilidad de otras realidades, como gays jubilados, pobres, serios e incluso nada afeminados.
Es triste que hoy en día, que se lucha por la igualdad de derechos y todo eso, veamos en la televisión (día a día) una realidad sesgada y segmentada, con el único objetivo de dar espectáculo, sin pararse a pensar que hay muchas otras verdades que no aparecen en ninguna parte.
Y luego vienen los comentarios de los padres: "Pero si a ti no se te nota!" Porque claro, lo único que está probado es que se te reconoce en un radio de dos kilómetros cuadrados.
Saluditos apretados

-marsonico- dijo...

Coxis, leyendo posts pasados míos en tu blog acabo de ver que olvidé comentarte algo importante: por supuesto que he visto "Cristal oscuro", es más, lo tengo en dvd ;). Has visto tú "Momo"? Pero no la versión en dibujos animados de hace un par de años, sino el film de los años 80. Recuerdo aquellas muñecas tan chulas...

Sr_Skyzos dijo...

"El celuloide oculto", "Ocaña"... y demás familia, que si nos ponemos gayfriendly no paramos.

Que cada uno investigue por y dónde quiera, que si no, no paramos.

-marsonico- dijo...

Ah, y como sé que eres súper fanático de "Xanadú" y desconozco si la tendrás en dvd, decirte que en el Media Markt puedes encontrarla por 5.95. Yo me la estoy bajando para verla y, caso de que me guste, adquirirla.

Gunillo dijo...

Pues yo no lo ví, pero parece realmente demoledor llegar a esas edades, sin recursos economicos y encima más solo que la una y sin descendientes.
Pero bueno, pan y circo, que mientras pongan Queer As A Folk, nos luce el pelo...!

pepeniebla dijo...

Desde hace algún tiempo, me encuentro demasiado metido en el mundo de las residencias para ancianos. He visto muchas escenas patéticas y, aunque parezca contradictorio, casi me alegro de haberme perdido el reportaje.
Sólo quiero darte las gracias por recordar estas cosas. Y decir que coincido con la mayoría de los comentarios.
Sí, MM, hay que ir pensando en aquella idea que usted expuso en su blog hace unos meses... ¿Se acuerda?

Pasaelmocho dijo...

Para mi gusto el reportaje fue un poco tramposo ya que buscaba el efectismo sentimental. Y coño, lo lograba: las dos últimas intervenciones de Pere y Gloria hacían saltar las lágrimas.

Lo que no me gustó fue que se centrara tanto en la soledad y en narrar el pasado en vez de hablar del presente, y sobre todo en no presentar historias de gays mayores que están en parejas o no están solos.

Muy bien, pero me faltaba una segunda parte.

La Agrado dijo...

El estereotipo que los medios dan de los gays es el mismo que dan de la sociedad en su conjunto. Solo se ve gente joven, atractiva, con ropa de marca...

La marginalidad, la pobreza, la enfermedad parece que no existen.

Opino como Mendicutti que la situacion de los homosexuales de sesenta es similar que la de los heterosexuales de sesenta. Aunque los heterosexuales por lo menos pueden recordar una juventud en la que no eran perseguidos e incluso torturados.

Parece que ese es el destino de cualquiera, acumular experiencias, viajes, momentos para recordar cuando nos dejen apartados en un asilo.

¿Alguien tiene una idea mejor?

coxis dijo...

actualicemos pues, que ya toca...

es que sr_skyzos yo siempre he sido muy de estar solo, de que la soledad es buena pero de un tiempo a esta parte me asaltan dudas...

señor cinephilus, buenas observaciones, precisamente hace un par de semanas que me compré en dvd Las Cosas del Querer (me encanta esta película) y Mi querida Señorita me causó un shock cuando la vi por la tele de niño. En la ciudad sin límites la empecé a ver pero la dejé, tengo que darle una oportunidad. La italiana la apunto en la lista de películas que tengo que ver... (y crece...)

señor matt fatal ya ve usté, que tengo nariz y perilla...

si es que señor reality bit a mí me encanta la frivolidad pero no todos estamos todo el día pegando brincos como Boris Izaguirre...

yo también tengo Cristal Oscuro en dvd, señor marsónico! ya te dije que me flipa esta película!!! En cuanto a Momo, la he olvidado por completo (la vi en el 87 creo)... Supongo que no me dejó huella, qué le vamos a hacer... ¿salía John Huston?

sr_skyzos hay muchas pelis gay friendly además de Priscilla, reina del Desierto, por supuesto... ¿Has visto la versión para la tele que hicieron de El lenguaje perdido de las grúas?

muchas gracias por el detalle, señor marsónico, la verdad es que la compré hace ya mucho tiempo y me clavaron 18.95 en El Corte Inglé, y no lleva ni extras ni ná..., ni sonido 5.1 ni ná de ná pero a pesar de todo veo ese principio con todas las musas bailando, esa Olivia sobre patines y aaaaay... me rebobino de pasión

pues señor gunillo, creo que Queer as Folk vuelve este viernes a cuatro...

la vejez no tiene ningún glamour, señor pepeniebla, pero ninguno... habrá que llevarla con la mejor dignidad posible cuando nos llegue el momento...

cierto, señor pasaelmocho (y bienvenido a este mi humilde blog) que no hubiera estado mal mostrar alguna pareja de esa edad (lo mismo no había ninguna), y es cierto cuando habló Gloria yo acabé hecho una magdalena y Pere daba mucha penica, mucha...

ay, señorita agrado, sí, tendremos que acumular experiencias para recordarlas luego tumbados en un sillón o jugando al dominó...

el necroscopio dijo...

Lo que cuentas es muy triste, como tus propias palabras "devastador".
También te da para pensar en el futuro. Tienen toda la razón, sin dinero no hay nada que hacer seas quien seas...
Encantado de hacerte esta visita y encontrar refelxiones tan interesantes.
Suerte y un saludo.

coxis dijo...

Poderoso caballero...
Gracias por la visita
Y feliz cumpleaños

-marsonico- dijo...

Creo que sí salía John Huston en "Momo", pero es que yo era muy peque cuando la vi... bueno, no tan peque, pero vamos, que no tenía la consciencia tan desarrollada como para acordarme. "Xanadú" ya se me ha bajado. La he visto muy por encima, escenas sueltas, y me ha encantado la estética. Tengo que verla en condiciones.